Follow by Email

jueves, 9 de julio de 2015

¿Por qué el agua no es tan efectiva cómo forma de hidratación de un corredor?

La hidratación de un corredor, afecta nuestro rendimiento al correr en entrenamientos y competiciones, y por ello es un aspecto que debemos tener en cuenta.

Una hidratación incorrecta (en calidad y/o cantidad), puede producir desagradables resultados como la deshidratación o el exceso de hidratación (hipoanetremia), disminuyendo nuestro rendimiento.

Aunque muchos creen lo contrario, el agua no es la forma de hidratación mas efectiva para corredores y en esta nota te contaremos porqué.


EL AGUA, SUSTANCIA VITAL

El agua es vital para el funcionamiento de nuestro cuerpo y de todos los procesos que se realizan dentro de él.

Asimismo, cuando corremos, el agua tiene un rol clave en la disipación de calor, ya que nos ayuda a bajar la temperatura corporal y/o mantenerla en equilibrio a través de la transpiración.

Así, como consecuencia de las contracciones musculares constantes, se produce calor y la elevación de la temperatura corporal, y nuestro cuerpo comienza a transpirar. Cuando el sudor se evapora, nuestro cuerpo comienza bajar la temperatura.

Si nuestra temperatura corporal aumenta a una tasa mayor de lo que nuestro cuerpo puede disiparla, pueden comenzar los problemas, el deterioro de nuestra salud y obviamente del rendimiento deportivo.

Al transpirar se evapora agua proveniente de nuestra sangre, lo que produce un descenso del volumen de plasma (es el componente líquido de la sangre) y entonces, el cuerpo debe extraer agua de otros espacios para mantener un volumen sanguíneo elevado.

Si nuestra hidratación no es correcta nuestro volumen sanguíneo se ve comprometido, lo que significa menos sangre en nuestros músculos (disminuyendo nuestro rendimiento) y menos agua que evaporar mediante el sudor (el cuerpo se hace ineficiente para disminuir la temperatura).

Al correr en elevadas temperaturas, todos estos procesos toman mayor importancia ya que a mayor temperatura ambiental, mayor será el aumento de la temperatura corporal y mas necesario será que nuestro cuerpo cuente con el agua necesaria para mantener el equilibrio.

¿POR QUÉ EL AGUA NO ES LA MAS EFECTIVA FORMA DE HIDRATACIÓN?

Luego de leer esto, es normal que pienses, “si cuando transpiro pierdo agua, lo que debo hacer es beber agua para evitar la deshidratación y/o la elevación de la temperatura corporal”.

Sin embargo, esa afirmación no es correcta; ya que consumir agua sóla como mecanismo de hidratación no es el mas efective por varias razones.

Cuando transpiramos, no sólo perdemos agua, ya que el sudor contiene elevadas cantidades de sodio, un mineral clave para nuestro rendimiento y bienestar.

El sodio es el principal electrolito en el líquido extracelular, se encuentra fuera de las células (en el plasma y alrededor de las células) e interviene en el mantenimiento del balance de líquidos y en el control de la presión sanguínea.

Asimismo, para absorber el agua correctamente, nuestro intestino (donde la mayoría del agua y nutrientes son absorbidos), necesita de otras sustancias, como glucosa, sodio y en menor medida de minerales como el potasio, calcio y magnesio. 

Si pasamos horas corriendo y bebiendo agua únicamente (sin incluir glucosa y/o sodio), el agua no será absorbida adecuadamente, lo que dificultará la adecuada hidratación.

En carreras largas, consumir agua en forma exagerada junto con una transpiración constante, aumentará las chances de sufrir hiponatremia, ya que será probable que la concentración de sodio caiga a un nivel anormalmente bajo.

IMPORTANTE:

Vale destacar que ello no significa que el agua no sea un elemento importante para los corredores, sino que en distancias largas no puedes depender exclusivamente de ella para hidratarte correctamente.

Una alternativa, efectiva puede ser esta bebida casera hidratante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario